Brighter Days Ahead

Friday, October 8th, 2010
sayulita's new beach

October - it sneaks up on me each year. September always seems so slooooow, with its hot hot heat, rains, and sparse times. Septi-hambre, the locals call it. Some days it seems like September might drag on forever - some years, more so than ever. Then suddenly autumn has arrived. The sun is shining, the rains have tapered off, the ocean is clearing up, and - could it be? - it feels a degree or two cooler.

October ushers in the promise of cooler weather, the homecoming of friends and reopening of businesses, and the return of the tourist season. It can be bittersweet to leave those long lazy summer days behind, but the balance lies in all the good that our winters bring us, and the respite from the harsh summer climate.

Though cyclical, life in Sayulita is certainly never boring, with each season and year bringing new challenges and rewards. As a community, we had a great season last time around, followed by a seriously challenging summer where Mother Nature tried our resolve and we responded in kind. As we tick away the October days on the approach to the upcoming season, I sense excitement in the air for what's to come. If September is the month of hunger, then perhaps October, with brighter shores in sight, is our month of optimism for the season to come. Octubre-optimismo...?? Well, maybe not... but either way, I think it'll be a good year.

My Fall Favorites: Sunny days and dry nights, sipping cocos on the beach, a long jungle-run with my man.

xo, Andrea Villarrubia

Días Brillantes Adelante

sayulita beach sculpting

Octubre - se acerca sigilosamente a mí cada año. Septiembre siempre parece tan leeeento, con su calor caliente caliente, las lluvias, y los tiempos escasos. Septi-hambre, la llaman la gente. Algunos días parece que septiembre podría prolongarse para siempre, algunos años más que otros. Entonces de repente el otoño ha llegado. El sol está brillando, las lluvias han disminuido, el océano está aclarando, y - ¿puede ser? - Se siente un grado o dos más fresco.

Octubre marca el inicio de la promesa de un tiempo más fresco, el regreso a casa de amigos, la reapertura de las empresas, y el regreso de la temporada turística. Puede ser dulce amargo para dejar los largos perezosos días de verano atrás, pero el equilibrio se encuentra en todo lo bueno que nos traen nuestros inviernos, y el respiro del duro clima de verano.

Aunque cíclica, la vida en Sayulita es, sin duda, nunca aburrida, con cada estación y año planteando nuevos retos y recompensas. Como comunidad, hemos tenido una gran temporada la última vez, seguido de un verano en serio reto donde la Madre Naturaleza deafió nuestra determinación y respondimos a la misma. A medida que contamos los días de octubre en el enfoque de la próxima temporada, siento una sensación de emoción en el aire por lo que está por venir. Si septiembre es el mes de hambre, entonces quizás octubre, con brillante costas a la vista, es nuestro mes de optimismo

cocos frios

para la temporada por venir. Octubre-optimismo...?? Bueno, quizás no ... pero de cualquier manera, creo que será un buen año.

Mis Favoritos de otoño: Los días soleados y las noches secas, sorbiendo cocos en la con mi hijo, al correr en la selva con mi hombre.

xo, Andrea Villarrubia

Translated by Leah Jewall